ISSN: 2007-9753
Latindex Folio: 23614

Estas en: Principal > ARTÍCULOS IDT > Detalle del producto

Características Generales y Geológicas de la Celestina en la Sierra de Alamitos, Plataforma de Coahuila- Límite Cuenca de Sabinas, México: Hacia una Clasificación Genética, a partir del análisis de inclusiones fluidas.

México es un productor líder de celestina en el mundo, debido a la producción en el Estado de Coahuila, donde existe un conjunto de depósitos minerales estratoligados compuestos esencialmente de celestina (SrSO4), geológicamente se encuentran sobre la plataforma denominada de Coahuila y sistemáticamente en litologías del Cretácico de la formación Aurora y/o Acatita. Los cuerpos mineralizados son estratoligados y están alojados en calizas de la Formación Acatita. El espesor de estos mantos es en promedio de 3 m, con longitudes que rebasan los 100 m, constituidos esencialmente de bandas claras y oscuras de celestina texturalmente similares a “ritmitas”, y manifiestan presencia de materia orgánica. Las inclusiones fluidas observadas tanto de ganga de calcita y dolomita como en la celestina, son de carácter primario y por los grados de relleno que presentan se pueden definir como del tipo liquido + vapor (L+V) a liquido dominante, igualmente se aprecian algunos cristales atrapados de dolomita y la presencia de materia orgánica, lo que asegura el sincronismo del evento mineralizante y de alteración diagenética (dolomitización). De acuerdo a los datos obtenidos, la celestina se formó en un rango de temperatura mínima de formación entre Th = 95ºC a 181ºC, con una salmuera de 9.6 a 17.3 % Eq. Peso NaCl. Estos son los rangos térmicos y de salmuera que caracterizan a los yacimientos denominadas del Tipo Mississippi Valley ó MVT. De acuerdo a los datos isotópicos de 34S‰ y 87Sr/86Sr que presenta la celestina y de asumir el origen de los fluidos a partir de salmueras de cuenca, se argumenta que esta, se desplazó debido a niveles piezométricos y a cambios en la densidad del fluido, producto de un gradiente geotérmico anómalo. Estas aguas evolucionadas, lixivian a los metales de las arcosas y sedimentos clásticos en las cuencas (formaciones La Joya, La Gloria, La Casita, Las Uvas), hasta sustituir el calcio de las anhidritas de la formación Acatita, por los metales en solución, debido a la baja solubilidad de los niveles evaporíticos.